CAPITAN RICARDO BRICEÑO BUSTAMANTE

Nuestros mártires son un ejemplo a seguir, porque no sólo fueron hombres rectos en su vida sino que además este sacrificio va más allá de la razón y el entendimiento, un acto valeroso único merece nuestro reconocimiento eterno y a seguir trabajando por profesionalizar nuestra institución y hacerles ver a ellos y a sus familias que les estamos agradecidos hasta la eternidad, y nada de lo que hagamos podrá nivelar su entrega, sino más bien, nuestro trabajo y perseverancia con rectitud, lealtad y amor por nuestra institución y la Patria podremos ser dignos herederos de su legado.